3 Razones por las cuales no debe darse limosna a los niños

 

Algo que me da mucha rabia y tristeza es ver a los niños pidiendo dinero en la calle, así sea vendiendo caramelos o haciendo malabares, pues proyectan detrás de ellos un padre irresponsable o adulto abusador que muchas veces está en la otra esquina esperando el dinero que el pequeño recolecta. Peor aún, existen casos de mujeres  que alquilan pequeños para llevarlos en brazos o a sus espaldas mientras piden limosna y a mucho de ellos les dan algún tipo de somnífero para que duerman y no molesten durante su "jornada laboral".

 

Se necesitan reforzar los programas sociales para el rescate de estos chicos y para que se elimine definitivamente la mendicidad en las calles de Lima. Sin embargo, es responsabilidad de todos, como ciudadanos y seres humanos, el contribuir a que la mendicidad infantil se extermine por completo. INperfecto te da tres razones por las cuales no debes dar limosna a un menor de edad en la calle:

 

1. El dar dinero a los niños estimula  a que su presencia en la calle sea permanente ya que refuerza el camino fácil.

2. En la mayoría de los casos, son los padres o un adulto explotador quienes mandan a pedir dinero a los niños. 

3. Cuando el dinero va directamente para el niño o adolescente no va en beneficio al menor, ya que en muchas ocasiones se utiliza para comprar drogas, cigarros o bebidas alcohólicas.

 

Al dar limosna a un niño perjudicas a las futuras generaciones formando a largo plazo más padres inconscientes y niños sin hogar ni educación.

 

Un niño en la calle es responsabilidad de todos.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Please reload

Archivo
Please reload

  • Twitter Metallic
  • s-facebook